Banner Superior
lunes, junio 25, 2018

En medio de la furia mundialista, el Consejo de la Conmebol se reunió en Moscú y resolvió que la final de la Copa Libertadores 2019 se jugará a partido único el sábado 23 de noviembre. La sede saldría de una de estas tres ciudades: Lima, Santiago de Chile y Montevideo.

Tal como se había previsto, la definición del torneo de clubes más importante del continente ya no será en un partido a ida y vuelta, sino que el campeón se decidirá en un solo encuentro que se jugará en un estadio designado con anterioridad y durante el fin de semana.

0 Comentarios

Deja un comentario