Banner Superior
domingo, junio 24, 2018

Luego de la estrategia de Ogier y del M-Sport, pilotos y equipos levantaron su voz de protesta ante lo sucedido en el pasado Rally de Suecia, donde el campeón del mundo sumo puntos extras en la Power Stage. 

Los coches del Rally histórico de Suecia pasaron por los tramos detrás de los actuales WRC en la segunda cita del Campeonato del mundo de rallies durante los test, una situación que causó problemas importantes en las etapas especialmente el viernes y el sábado.

Los modelos históricos y locales calzaban unas llantas más estrechas y eso, junto que la mayoría eran de tracción trasera, significaba que dejaron unos surcos más profundos en la nieve.

Como líder del campeonato de pilotos, Sébastien Ogier, fue el hombre que debía abrir pista, un problema que lo llevó a acabar el viernes en 12ª posición.

0 Comentarios

Deja un comentario